NOTICIAS
Oleaje intenso en el Pacífico marca el inicio de El Niño
14 mayo, 2015

oleaje_pacifico

 

El intenso oleaje registrado durante los últimos días en las costas americanas del océano Pacífico, que ya ha obligado al cierre de muelles en Perú y Chile y ha generado alertas en Centroamérica, Colombia y México, responde al inicio del fenómeno de El Niño, informaron hoy fuentes oficiales.

Esa marejada, causada por el debilitamiento de la zona atmosférica conocida como anticiclón del Pacífico sur y la propagación de las olas de las tormentas en el mar Antártico, es un síntoma del inicio del evento climático, como explicó a Efe el comandante de la Marina de Guerra de Perú, Luis Castañeda.

Precisamente allí, en Perú, se ha emitido la principal alerta de la región, que incluye el cierre de 83 de los 107 puertos del país a consecuencia del fenómeno, según el departamento de Hidrografía y Navegación de la Marina peruana.

Entre los puertos locales clausurados está el de Paita, principal punto para las exportaciones marítimas del norte y limítrofe con Ecuador; así como las terminales de Bayóvar y Etén en el norte; Malabrigo, Chimbote, Salaverry y Huarmey, en la costa central del país; y los de Chala y Matarani, en la zona sur, entre otros.

Sin embargo, el puerto limeño del Callao, el más grande del país, aún se encuentra operativo y con medidas especiales.

Una situación similar ha dejado en Chile el oleaje de fondo, como también se conoce al fenómeno marítimo, en donde las autoridades han detenido las operaciones de los puertos de Arica y Tocopilla, en el norte, y restringido para embarcaciones pequeñas la terminal de Iquique, informó el servicio meteorológico de la Armada chilena.

La Oficina Nacional de Emergencia (Onemi) de ese país reforzó la vigilancia en las costas desde la zona fronteriza con Perú hasta la de Aysén, en la Patagonia, aunque no ha registrado daños a las comunidades ni a las infraestructuras de las zonas afectadas.

En Centroamérica, las marejadas obligaron a las autoridades de Panamá a emitir desde este martes la alerta verde (de prevención) y a cerrar las playas a los bañistas hasta el próximo viernes ante el nuevo “mar de fondo” que toca las costas del Pacífico.

En Honduras, los organismos de socorro se unieron a la alerta y declararon también la contingencia de nivel verde en la zona costera del Golfo de Fonseca ante el aumento del oleaje y pidieron a la población tomar precauciones y evitar riesgos.

La alerta, vigente por 48 horas, entró en vigor hoy a las 16.00 hora local (22.00 GMT) en esa región, donde se han presentado olas de hasta 2,1 metros de altura y que Honduras comparte con El Salvador y Nicaragua.

Fuente: Agencia EFE

NOTICIAS
RELACIONADAS